[Análisis] Alone in the Dark

Repasemos un poco de historia. A principios de los 90, el gran Frederick Raynal fue uno de los primeros creativos del videojuego que quiso adentrarse en el 3D. Tras ver su trabajo, la por entonces Infogrames (ahora Atari) se hizo con sus servicios alistándolo en sus filas. Allí, con más libertad y medios, Raynal se dedicó a crear un personaje dotado de polígonos, planos en la época, pero algo nuevo y revolucionario al conseguir que un personaje expresara vida de una forma tan creíble, apartándose de objetos inmóviles que hasta entonces sólo habían sido demostraciones técnicas, decoraciones y tentativas para ir practicando.

Estaba claro que el futuro del videojuego pasaba por el 3D, pero era necesario ver quien sería el primero en empezar a marcar un camino firme. El proyecto de Raynal fue bautizado con el nombre de “in the Dark”, y consistía en un personaje moviéndose por un desván con total profundidad y credibilidad gracias al uso de otras técnicas, además del evidente diseño de un personaje completamente tridimensional que destilaba vida de forma más que convincente.

Raynal vio luz verde por parte de Infogrames para empezar a desarrollar un juego a partir de aquella demostración viendo lo que era capaz de conseguir, y así nació uno de los juegos abanderados de la industria, icono del videojuego donde, aunque haya recibido un trato injusto en sus secuelas, su fama no se ha visto truncada por el mal hacer posterior, Alone in the Dark.

 

Es lo que suele ocurrir cuando un juego queda huérfano de su padre y lo adoptan otras manos. Para mí, como para muchos otros, visto el resultado de la saga hasta ahora, el concepto y mensaje de Alone in the Dark nació y murió en 1992. Años después, veríamos el nacimiento de Resident Evil, que por aquel entonces no existía definición para el género del survival horror y se llevó el galardón. Pero siendo justos, el padre del survival horror es Alone in the Dark como auténtico pionero del género, no Resident Evil.

La influencia de Alone in the Dark sobre Resident Evil es incuestionable, ya que la técnica utilizada fue exactamente la misma: personajes animados completamente tridimensionales dentro de fondos bidimensionales, que causaban el efecto de profundidad gracias al uso de la técnica de las cámaras fijas. Mientras avanzábamos en cada escenario se iban cambiando los ángulos que no sólo lograban dar el efecto de completa tridimensionalidad, sino que fueron un recurso muy útil par conseguir causar terror en la temática del juego gracias a los distintos planos.

Raynal no solamente consiguió ser el primero en demostrar una animación 3D, no fue una demostración de impresionante técnica que en aquel momento nos podía impactar tanto como ahora nos podría impresionar una demostración técnica de esta generación. Consiguió crear una aventura sobresaliente, terrorífica y angosta donde nunca más se ha vuelto a expresar el survival horror a tal nivel.

 

Alone in the Dark era una representación de circunstancias que superaban al protagonista y a nosotros. Sorpresas y ensayo y error constante; escasa munición, armas blancas y enemigos casi indestructibles que requerían de nuestro ingenio para ser derrotados mientras explorábamos una escalofriante mansión llevando a cabo una investigación. Tal vez ahora pueda parecer de risa que aquellas imágenes causaran terror, pero creo que todavía es una obra que consigue hacer estragos en las sensaciones del jugador: la música, los enemigos, la decoración, el misterio y, lo más importante, la lectura de distintos escritos que encontrábamos en cartas, diarios, y libros, conseguían poner la carne de gallina. En aquella época, Infogrames poseía algunos derechos de las historias oníricas y terroríficas de H.P. Lovecraft, y gracias a ello,  fueron utilizadas en los relatos para llevar el miedo a su máximo exponente. Ahí encontrábamos referencias del Cthulhu y el Necronomicón, entre la influencia de otros escritores.

El éxito fue rotundo gracias a la desbordante imaginación de frederick Raynal, pero entonces empezaron los problemas cuando entra en juego el concepto empresarial y el egoísmo. Bruno Bonell, presidente de Infogrames, quería más acción para la segunda parte del juego (otro señor “porque yo lo valgo” pensando en sí mismo sin contar con lo que quiere el jugador), entrando en conflicto con la idea de Raynal limitando su creatividad (es como si a Fumito Ueda le dijeran como tiene que trabajar en sus juegos). Fue un éxito, por supuesto, por aquel entonces los medios no llegaban a la magnitud informativa de ahora, y el jugador iba confiado a comprar el juego guiado por la experiencia de la primera parte. Pero por otro lado, la crítica no tuvo piedad por un juego de disparos y linealidad que desvirtuó la grandeza de Alone in the Dark, adiós a la exploración y al misterio, a la supervivencia. Espero que Bonell se escondiera bajo una piedra.

 

Las diferencias entre directivo y creativo, hicieron que Raynal abandonara Infogrames junto a más compañeros que quisieron dejar la empresa y unirse a un genio como él, fundando la difunta Adeline Software. Ahí perdió los derechos de Alone in the Dark, pero creó otra maravilla como Little Big Adventure. Mientras, saldría la tercera parte del juego, que intentaba volver a sus inicios con un resultado poco acertado que estaba desgastando la saga. Años después aparecería The New Nigthmare, calcando todo el concepto de la moda del momento con Resident Evil y Silenti Hill a la cabeza. No estuvo a la altura como para competir, y no tenía personalidad propia ni esencia, dejando una imagen como si dijera “el alumno (RE) ha superado al maestro (AITD)”.

Y llegaríamos a esta quinta entrega de la actual generación, que hace reafirmarme en la opinión de dos cosas: 1. Que una obra de autor sólo debería ser tocada únicamente por su creador para no destruirla. 2. Que Atari no debería tocar un solo juego para desarrollar. Atari es una compañía mítica y respetable por su repercusión en la historia del videojuego, pero es una calamidad desarrollando juegos desde que se pasó al 3D. Sólo hay que ver su currículum para ver que no hay juego que esté bien construido sin hacernos cerrar los ojos y chirriar los dientes como si se pasara las uñas por una pizarra por su mal trabajo. Como distribuidora es estupenda, pero no vale para más.

 

Como toque de atención, Atari debería invertir fervientemente en seminarios de aprendizaje y reciclado para sus trabajadores, o en su defecto, una renovación total de personal. Hay trabajos de fin de carrera donde los novatos superan por mucho los trabajos recientes de esta compañía. Poco piadoso soy, lo sé, pero es que es increíblemente mala, vergüenza ajena dan algunos trabajos, sobre todo este último Alone in the Dark. Pero vayamos por partes…

Para empezar, hay que reconocer que este AITD está plagado de bondades y grandes ideas que pudieron haber revolucionado el videojuego y hacer una obra como para recordar, y desde luego se recordará, pero de la forma más negativa. Es como un radiante sol primaveral tapado por nubes muy negras. En sí, casi todos sus apartados rozan un gran nivel, pero cae estrepitosamente en uno de os más importantes directamente relacionado con la experiencia y la diversión, la jugabilidad.

 

Damos por sentado que en la actualidad los desarrolladores saben darnos cosas bien construidas, que se aguantan por sí solas, y sólo esperamos a ver qué experiencia de juego nos deja cada título. Estamos ya tan habituados, que la jugabilidd es un apartado lo suficiente solvente como para pasarlo por alto en más de una ocasión. Pero al parecer aún siguen habiendo auténticos resultados demenciales. Aquí no hablamos de un control complejo al que hay que acostumbrarse, ni complejidad, hablamos de que este AITD posee un control nefasto e incómodo, para nada intuitivo, que pudo ser depurado y mejorado como para el juego se viera de otra manera. Es tan brutalmente malo, que es lo único necesario para manchar todo el resultado del juego.

La idea de Atari, era que, usando el stick derecho del mando, con una increíble precisión todo sea dicho, hiciera que las manos del personaje se movieran acorde a cada ángulo de la pulsación. Sería un efecto como el demostrado por Miyamoto con el último Zelda que está por venir, donde cada movimiento del wiimote mueve el brazo de Link que carga con la espada con absoluta precisión. Y AITD consigue que así sea, pero su mal apartado jugable no deja explotar ese rasgo.

 

En resumidas cuentas, el control del personaje es de una imprecisión total, una frustración y plan maquiavélico para sacar de quicio al jugador. No sólo de un depurado requerido es lo que le hace falta al juego, también de una interfaz que pudo haber sido mucho más cómoda y accesible para hacer las cosas más rápidas y amenas. AITD usa como particularidad que cada mano es independiente, teniendo que elegir qué cargamos en cada mano, por ejemplo, pistola en una y linterna en otra, o botella de alcohol y mechero. Por suerte, todavía nos dejan la opción de preparar accesos directos con la combinación de objetos que más utilicemos, pero ni eso está bien llevado. Si esperáis que se haga con la cruceta, nada más lejos de la realidad, hay que mantener pulsado la dirección de arriba y pulsar cualquiera de los cuatro botones donde tengamos asignados los objetos.

Es tal el realismo que han querido implementar en el juego con una variedad de acciones disponibles, que se han complicado la vida en exceso, incluso el protagonista puede pestañear y cerrar los ojos. Y la idea es estupenda, magnífica diría, pero pudieron haberse simplificado todas las combinaciones y accesos de botones para hacer las cosas mucho más intuitivas y rápidas. Además el combate cuerpo a cuerpo es errático, el apuntado en primera persona es tosco, y la cámara en tercera persona no se sitúa precisamente en la mejor de las posiciones.

 

AITD también hace uso de momentos de conducción, y tampoco es un apartado bien llevado: la física es horrible ya de por sí en todo el juego, y aquí no es menos. El roce con cualquier obstáculo, ya sea una farola donde en otros juegos estamos acostumbrados a romper, aquí será como chocar contra un muro que nos hará frenar en seco. Chocar aunque vayamos muy despacio hará que se desmonten las puertas del coche y empiece a salir humo, incluso con la cantidad desmesurada de bugs y glitches que hay en el juego, el coche puede salir despedido por los aires sin motivo por cualquier choque y caer en un vació eterno dentro de un bucle. Incluso un arbusto es un obstáculo.

En fin, os hacéis una idea, porque la lista de errores y ensañamiento de maldad en este apartado, es una lista interminable, y los mencionados bugs, también. Cabe decir, que aquí estoy hablando de la versión de XBOX 360. Por lo que tengo entendido, meses después, PS3 recibió su correspondiente versión con la coletilla Inferno (jugar a esto sí es un infierno), donde me consta que se arreglaron bastantes fallos, pero que sigue estando igual de mal. Es decir que, en el fondo, los usuarios de Sony, tienen la mejor versión y tampoco acaba de sacar de la hoguera este juego. Atari ni siquiera se ha molestado en arreglar fallos mediante parches y descargas. Las versiones de PS2 y Wii es mejor hacer ver que nunca existieron, y en PC, con ratón y teclado, es todavía peor jugablemente por lo que se ve.

 

Una vez tratado el peor punto del juego, nos quedan los otros apartados ya más interesantes en el juego. Gráficamente, si dejamos de lado que ya tiene unos años el juego en esta generación, es un apartado correcto, con algunos fallos de texturas como por ejemplo en la representación de heridas, que parecen trozos de carne pegados a la ropa con fotoshop. Pero el título goza de una gran ambientación, oscura e inquietante, y un espectacular efecto y comportamiento del fuego, donde a los chicos de Atari se les llenó mucho la boca por la tontería. El apartado sonoro goza de un doblaje al castellano (a veces algo tapado por otros efectos) que dejaremos a juicio de cada uno por su “calidad”, y una banda sonora buenísima.

Desgraciadamente, dejando de lado el si corresponde al mensaje que dejó el legado del primero Alone in the Dark (en absoluto, para mí no tiene nada que ver), este juego es un “quiero y no puedo” constante. Como ya he dicho, creo que tiene grandes ideas, e intenta dar una experiencia de juego bastante diferenciada, con mucha interactividad de objetos y el entorno. Podremos agarrar objetos pesados para golpear puertas y abrirlas, o reventar cerraduras disparando; entrar en un coche y buscar si están las llaves o si tendremos que practicar un puente, ver qué hay en la guantera, o perforar el depósito de gasolina y llenar una botella para preparar un cóctel molotov; agarrar cualquier objeto para defendernos de los enemigos…, hay una gran parafernalia de acciones e interactividades con infinidad de objetos. Sin olvidarnos de la originalidad de que nuestro menú de objetos no tiene pausa y se encuentra en la chaqueta de protagonista, de escaso espacio, pero realista.

 

A grandes rasgos, junto a este cúmulo de virtudes y defectos que chocan y no caben por una puerta, si decidimos seguir adelante, cosa que seguro haremos por el interesante comienzo del juego, veremos que AITD posee un argumento que despertará nuestro interés por el misterio, y una original estructura dividido en capítulos como si fuera una serie de televisión, donde cada vez que retomemos la partida nos dirán “anteriormente en Alone in the Dark…” y nos darán un breve resumen de la información importante de lo que hayamos desvelado. Veremos a Edward Carnby amnésico perdido y el misterio de criaturas demoníacas que aparecen a su alrededor y que nos acabará conduciendo a Central Park en la ciudad de Nueva York (si alguien se pregunta por qué sigue siendo el mismo personaje que me lo pregunte y le contesto). Es un extraño reinicio de saga que a la vez intenta tener relación con el pasado.

Hay que decir que el comienzo es atractivo, pero una vez llegados a Central Park, la experiencia de juego se va diluyendo como un azucarillo, y no deja precisamente un sabor dulce. La reiteración se irá viendo en un juego de duración increíblemente corta y poco rejugable si es que no hemos perdido la paciencia antes con su nefasta jugabilidad. AITD nos deja una visión de lo que quería conseguir, muchas ideas buenas, pero destruidas por un solo apartado que, aunque parezca insignificante, es vital para un videojuego, ya que conecta directamente con la diversión y la experiencia de juego, la jugabilidad. ¿Lo recomendaría? Claro que sí, al precio que está actualmente y de segunda mano, que no llega ni a 5€. Pero incluso antes de eso, sólo recomendaría alquilarlo…

18 pensamientos en “[Análisis] Alone in the Dark

  1. Todavia no he tenido el placer de conocer a nadie al que le haya gustado este juego, y es que el control es sangrante, y contra eso por muchas virtudes que pueda tener ocultas el juego la batalla ya esta perdida. Yo lo que no entiendo es como dices que lo recomendarias si te has pasado la entrada diciendo lo malo que es, por mucho que vendan una mierda barata, sigue siendo mierda tio xDDDD

    Poco contacto he tenido con la saga por edad y por pasar en su momento de darle una oportunidad, por que no me llama realmente, y si fueron pioneros del genero, a dia de hoy salvo los que recordamos y valoramos esos detalles pocos mas tendran ganas de tocar un nuevo juego de la franquicia, por que con este el palo es demasiado duro…

    Yo recuerdo una party de Xbox, lo que pasa es que no recuerdo quien jugaba, que le asaltaban los mil males con el control de un taxi xDDD Ni por cinco euros, ni regalado…

    • Gente que conocer no, pero ver gente que le pone notas exacerbadas sí😄. A veces tengo la sensación de que hay personas que habiéndose gastado los 60 pavos de turno, no van a permitir que cataloguen el juego de malo😄.

      Ojo a ciertos argumentos:

      – “El juego está doblado, sólo por eso merece 10” un razonamiento brutal.
      – “El control no es malo, sólo que es complejo y lo queréis todo fácil” yo he probado cosas complejas en jugabilidad, y no es esto, complejo no significa mal hecho, y este AITD es horrible y un bochorno.

      Y así un largo etcétera, pero estos me hicieron mucha gracia. No sólo es un control sangrante, después te duele a los ojos ver la física y el comportamiento ortopédico de las animaciones. Aburre tener que estar lanzando botellas inflamables y dispararles para que exploten (modo más efectivo de matar a los enemigos). Te agota tanto tener que estar entrando en menú haciendo combinaciones que directamente actúas así, y los patrones son reiterativos hasta aburrir. Sólo es al principio, en el primer capítulo, donde quizá sigues adelante porque te ponen en situación entretenida y aventurera. Pero luego viene la realidad de un juego donde se vanaglorian por el comportamiento del efecto del fuego. Que sí, que es muy bonito, pero no pagamos por fuego.

      Me he pasado la entrada diciendo lo malo que es la jugabilidad, además de querer mostrar lo importante del apartado. No obstante, tiene sus ideas a las que no se les puede quitar el mérito y pueden ser interesantes de conocer. Valga la broma que lo recomiendo con algo de sorna “al precio actual y de segunda mano, y antes que eso, alquilarlo”. A veces lo feo no puede dejar de verse, y lo horrendo también hay que ser conocido como matarte a ver una peli de Uwe Boll, como tirarse un pedo y no poder dejar de olerlo😄

      Para revitalizar la saga, sólo Raynal podría, o dejarlo en manos de alguien que entienda el significado de Alone in the Dark y que sepa construir bien un juego

  2. No puedo con Alone in the Dark, lo siento, pero es superior a mí. Dame un RE, un SH, un P0, lo que quieras, pero un AitD no😄

    Como mínimo me alegra que no seas de esos que dice “Alone in the Dark fue el juego pionero, luego vino Capcom, les copió y sacó Resident Evil”😄 Que cada vez que lo leo me entra la risa tonta (pocos piensan en el Sweet Home, y lanzan sus ideas sin investigar lo más mínimo). Una cosa es que el “aspecto” como tu dices, fuera AitD de los pioneros, y la otra, decir que el juego entero fue el origen de todos los juegos actuales de “terror”😄

    A diferencia de Arpiman, si me lo regalan, yo si quiero un AitD😄

    • No sé si te refieres a los últimos trabajos, desde New Nightmare a este reboot más actual. Si me hablas del primero es para retarte a un duelo con un guante XDD. Nah, si no gusta no gusta, hay que reconocer que el primer AITD es muy… metódico, y te obliga a llevar un ritmo cauteloso, o entra o no entra. Aunque creo que debemos salvar el hecho de que hablamos de un juego que ya tiene casi 20 años de antigüedad.

      Luego ya tocas un tema que ya veo que conoces bien por el debate que genera. Y aquí creo que hay que ir por partes. Cuando salió Alone in the Dark no existía el género survival horror, tuvo que ser una moda de varios títulos hasta la culminación de la salida de Resident Evil cuando se le puso nombre al género. Antes, no existía más concepto que el de aventura, en el caso de AITD dentro de un universo de terror.

      ¿Pero qué es survival horror? No deja de ser un subgénero salido de la aventura, descrita por ambiente de horror, precariedad munición/armas, y el tener que sobrevivir con lo que puedes. Sweet Home para mí no deja de ser un juego de rol, con la particularidad de que tiene una ambientación de terror, como lo puede ser un juego de rol basado en universo de fantasía medieval, o futurista (pero a eso creo que no le ponemos subgénero). Lo que pasa que la gente cuando ve terror, ve survival horror, y tal como lo conozco yo, es una afirmación errónea; aunque no se puede negar que se pueden mezclar otros géneros en ese concepto, como el de más acción por ejemplo. La gente tiene un lío muy grande en lo que cree que es o no es. El survival horror procede la aventura, pero tiene unas condiciones, que son las que expongo más arriba en este párrafo. Al menos, si somos justos y se dice que RE es el primero de los survival horror, entonces eso no es correcto, porque antes, por orden cronológico iría AITD, que utiliza exactamente la misma mecánica.

      Resident Evil mira a Sweet Home, pero para mí usando sólo unas reseñas, como la mansión/castillo, o los planos frontales cada vez que abrimos una puerta. Pero mirar el concepto survival horror tal y como se le quiso dar según la salida Resident Evil, o sea que si decimos que Resident Evil es la perfecta definición de survival horror, entonces de forma justa hay que decir que el padre de ese género es AITD, al menos así lo veo yo, por algo estaba 4 años antes que la obra de Mikami.

      Mikami dijo que nunca se basó en AITD, y eso me lo creo y no me lo creo. Creo que se basó e influenció de Sweet Home para la temática de su obra. Pero a la hora de desarrollar el juego, la técnica utilizada de personajes animados en fondos prerenderizados y cámaras fijas, ahí sí que no me lo creo. Si nos basamos en como se juega a RE, es todo igual a AITD. Como bien dices es el “aspecto” que luce el juego. Pero todo depende de a partir de que punto empezamos a contar como survival horror: Aspecto, temática, condiciones de la experiencia y los recursos… creo que la definición de survival horror se ha ido tergiversando y desvirtuando con los años, como le ocurre al rol, que ya sólo por subir de nivel, todo es rol😄.

      Según se quiso calificar el survival horror, es un subgénero de la aventura con ambiente de terror, y con esas condiciones de exploración, escasez de armas y supervivencia en un entorno hostil que te supera, o sea, puro AITD y puro RE en este caso. Que este, en teoría, es la correcta definición del género.

      Ahora bien, si ahora, cualquier temática terrorífica, sea cual sea el género del juego, se la trata de survival horror, pasando por alto las condiciones descritas que intensifican la sensación de superviviencia, entonces es irse más atrás: Sweet Home, e incluso anteriores.

      • Pues te hablo de todos los AitD en general, no puedo con ninguno de ellos (aunque el primero, por ser el primero, se le perdona más).

        Sobre el debate, cada cual puso se granito de arena, Capcom creó Sweet Home, que parecía más un RPG que un Survival Horror, luego AitD dio uno de esos “saltos” y “creó” algo distinto a Sweet Home que sentaría unas bases, luego Capcom vio por donde iban los tiros, y dio una vuelta más a la tuerca (basándose tanto en su Sweet Home, como en AitD que una cosa no quita la otra, por mucho que digan) y salió Resident Evil (que en mi opinión, añade más dinamismo al “genero” y consigue elaborar una trama digna de la literatura, con sus lagunas, eso sí xD).

        Por eso yo siempre intento clasificar los juegos de “Survival Horror” entre descendientes de AitD o de RE, ya que cada uno optó por una dinámica, y entre ambos sentaron las bases (luego ya vendrán los defensores de Silent Hill, que lo sé, XD).

        Lo dicho, esto es como criticar a Sony por sus sticks analógicos😄 Son ganas de buscar “pelea” sin necesidad😄

      • Si en el fondo debería importarnos más bien poco. Que me preguntan lo que pienso, pues lo digo, pero paso de complicarme la vida en debates absurdos.

        Lo importante es disfrutarlo sea quien sea el maestro y si el alumno supera al maestro, indiferente de donde venga la influencia mientras se disfrute. Cosas más importantes hay a tener en cuenta en los videojuegos y sobre todo en esta generación para que mejore.

  3. Este juego fué la gran decepción, yo que lo cojí con ganas… y acabé pasandomelo ya por pasarmelo… un trama rara y mal llevada, una jugabilidad malísima pero que era original, y luego tiene tantos bugs que hasta gta se reiría de la cantidad que hay xD… yo jugué la version de ps3, y si es ceirto que solucionaron cosas, pero muchas quedaron igual de mal… la conducción en teoria estaba mejorada, así que en xbox debia ser el inferno del todo xD…. Y luego tanto hacer puentes en los coches y buscar las llaves… para que siempre estén en el mismo sitio xD.
    En fin, un montón de errores y una historia que al principio engancha pero se va desinflando (por no hablar del mierda-final que no diré por si alguien le interesa, pero creo que todos nos quedamos igual de mal xD)
    Un juego que podria haber sido genial pero al final nada… para cosas así que no las saquen hasta que las depuren bien… aunque puede pasarle como a Duke… xD.

    Saludos a tod@s! (y si, mi blog ha muerto T_T… si a alguien le interesa le paso mi nueva direccion, no la pongo por no spamear xD)

      • pues segun los chicos de wordpress por contener links de descargas ilegales de peliculas, musica u otros…. cuando precisamente estas cosas nunca las he puesto y más de una vez me han pedido y he dicho que no promivia nada ilegal yo…, solo pongo imagenes y videos de youtube xD…. les daré la lata un rato a los de wp a ver si ceden pero lo dudo…en fin, si quereis ver el traspaso y cuando tenga en otro server el blog, lo diré en el nuevo blog provisional que es casi la misma dirección xD megaotakus.wordpress… -_-‘ yo y mi suerte😄

    • Sí XDDD la verdad es que el final es un bluff considerable. Y tampoco me gustó la transición de la historia, es como una mala serie. Mención a parte: morreo chica-chico, desconocidos que apenas se conocen desde hace una hora, todo forzado y sin borrachera ni discoteca de por medio XDD.

      Yo más que la historia, me pusieron en un comienzo interesante, escalando el edificio y luego la nefasta pero espectacular carrerita en taxi mientras se derrumban los edificios y se levanta el asfalto. Ya en Central Park, al poco rato, todo iba perdiendo intensidad y se entraba en una rutina constante.

      Esperemos que tengas suerte con el blog, ya nos contarás como acaba

  4. Por 5 euros no lo jugaria. Si me lo dejases, tampoco. La realidad sea dicha, si me pagasen ees posible que si lo intentase, pero es un juego (y mas este en concreto) que me llama nada y menos xD
    Ademas, 5 euros por un inicio interesante y despues toda la rajada que has pegao? No. No estoy de acuerdo con eso xD. No solo es el dinero, es el tiempo que inviertes aqui, y que pierdes o dejas de gastar en otra actividad… a mi me sigue pareciendo caro.

    • Tú ya de por sí eres demasiado elitista con juegos de primer nivel, no esperaría menos con este XDD.

      Aunque no considero descabellado que exigieras a Atari que te pagara por jugar a esto. Pero es como le digo a Arpi, que si suscita un mínimo de interés, tiene sus interesantes ideas junto con su horrible trabajo, y a veces lo horrendo es bueno conocerlo XDD.

      Quien sabe… a lo mejor estoy equivocado, hay gente que le pone notables y excelentes XDDD si en Metacritic ya los hay como “especialistas del sector”…

  5. es una lástima ver tantas sagas muy reconocidas en el pasado que con el pasar de los años terminan muy mal paradas. el caso de alone in the dark creo que encaja en esta descripción, pues como uno de los fundadores del género del survival horror, sentó las bases de un tipo de juego que en lo personal me encanta. sin embargo es algo bastante contradictorio que en la actualidad este tipo de videojuegos han dejado de ofrecer experiencias como las de antaño, a pesar de que en la actualidad a nivel técnico se tiene muchísimas más prestaciones como para crear una verdadera experiencia terrorífica.

    yo creo que los survival horror se encuentran en una encrucijada en la actualidad, sumado a una profunda crisis de indentidad, y me parece que lo que ha ocurrido con este título es una clara prueba de ello. para mí lo mas sensato sería mirar hacia atrás y volver un poco a sus raíces, pues lamentablemente los juegos de terror de hoy en día no asustan a nadie.

    • Yo también pienso igual, y es lo que le digo a GredXII. Se ha llegado a moldear tanto el género y a tildar tanto de survival horror cualquier juego que causara miedo fuera cual fuera el género, que ya se ha empezado a sacar una interpretación confusa diría yo, y malinterpretada por la gente. Survival horror sólo tiene una definición y es un tipo de juego, subgénero de la aventura con tintes de horror, y superado por las circunstancias del entorno hostil en el que te encuentres, que te obligan a la pericia y el ingenio (además de algo de acción) para superar las adversidades. ese es el concepto clásico.

      Ahora parece que se ha “modernizado” y si no se acepta a veces no se aprecia un juego que podría merecer más, y viceversa, que un juego se le dé más de lo que merece. Porque aunque sea un buen survival horror, no es suficiente, todos los apartados de un videojuego, sea como sea, tienen que estar a un nivel aceptable. Eso es algo que le pasa a este Alone in the Dark, que no tiene malas interpretaciones como survival horror, y la gente lo salva por eso, cosa que yo no lo veo lógico cuando las mecánicas importantes son prácticamente una basura en desarrollo.

      Me gustaría que AITD recuperara su identidad, pero al menos, ya perdono eso si no se consigue. Como mínimo sólo pediría un juego con la calidad que merece esta franquicia, un buen reboot. Y no puedo culpar sólo a Atari, porque en toda su trayectoria ha perdido fuerza en cada entrega. No te extrañe que sepamos algo pronto, el año que viene es el vigésimo aniversario del juego. Me decepcionaría que Atari se guardara los derechos y no hiciera nada por el mal éxito del juego, aunque eso es culpa suya por su lamentable resultado. Y si no han aprendido nada, ya no sé que prefiero, si vuelven a hacer algo tan malo, se lo pueden guardar.

  6. Fantástico análisis como los que a mi me gustan, echando un vistazo atrás a sus raíces😉. Cómo disfruté el primer Alone y diría que el 2 también, llegué a jugar al cuatro un poco al menos, pero aunque me entretuvo lo suyo, tenia sensación de “ya visto” y más después de haber jugado a esa joya llamada Resident Evil 2.

    Con éste último, tenia bastantes esperanzas pero tras leer numerosas criticas, pocas a su favor, pospuse su cata para más adelante, ya que por lo menos probarlo lo probaré.

    Un saludo.

    • Hay cosas que necesariamente merecen historia. Sobre todo si merecen de importancia y no se les da bombo.

      A ver, del 2 disfruté mucho todo sea dicho😄 pero hablando por mí, sólo era un niño y era mucho más fácil avanzar. Además en aquella época estas cosas que pasan hoy en día de desvirtuar y cambiar cosas no estaba a la orden del día. Han tenido que pasar los años para que se saturara el mercado de géneros y fuéramos viendo un marco más grande de cómo funciona todo.

      Yo hace poco he vuelto a jugar a las tres partes, y debo reconocer que entiendo a los puristas de Alone in the Dark, el 2 se distancia muchísimo del 1, y avanzas de forma muy distinta, titubeando y siendo cauteloso (yo ya ni me acordaba que había en cada habitación, ni siquiera recuerdo que fueran tantas XDD). Me impresionó mucho más el primero. El 2 es un juego lineal de acción, donde muchas veces sobrevives si eres más rápido que el enemigo al disparar.

      Tienes que probar el último hombre. La sensación de irritación mental es antológica XDD

  7. Cuando comentaste que estabas preparando una entrada de Alone in the Dark, pensaba que te referías al primero. Aunque no lo he jugado (le tengo muchísimas ganas) todo son elogios para ese juego. Los otros son ignorados perpetuamente y esta última entrega, aborto de juego, había sido desterrada por mi cerebro a los más recónditos e inaccesibles lugares de la memoria, para no recordar que es, muy posiblemente, el peor juego que haya jugado nunca. (Habría que hacer un Top 10 de los peores juegos que hemos jugado. Desahogarse poniéndolos a parir sería divertido xD)

    Sobre lo de que AitD es el padre del survival horror, pues no te diré que no. Partiendo de la base, eso sí, de survivals como juegos 3D. Para mí personalmente, el survival horror antecesor por derecho propio es Sweet Home. Para ser de NES tiene una ambientación muy buena, y contiene ciertos momentos “brillantes” en cuanto a terror. Además, lo de survival le queda que ni pintado, porque tienes que conseguir que tus cinco protagonistas sobrevivan. Cada uno tiene una especialidad, y si uno muere la cosa se pone muy chunga para avanzar.

    Bueno, siento desvirtuar el post hablando de otros juegos.😛
    Pues eso, que a ver si juego al primer AitD, que ya va tocando.

    • Vale, ahora ya entiendo que no conocieras Little Big Adventure que, además de Alone in the Dark pertenece a Raynal. Yéndonos al juego que nos toca, yo te lo recomendaría. Aun con el tiempo transcurrido. sigue siendo un juego de experiencia muy interesante. Es curioso porque es un juego sencillo, pero no es descabellado la necesidad de una guía en ocasiones. Hay ensayo y error, hay momentos en los que tienes que ser rápido, prestar atención a detalles…

      Estudiaremos el poder dedicar una entrada de los 10 peores, y el último Alone in the Dark fácilmente puede tener un puesto.

      Yo sí, yo parto del hecho de que veo el survival horror por lo que muestra RE, y lo que muestra este juego es lo mismo que AitD. A mí, como si fuera una definición de diccionario, el survival horror me lo presentaron así. Ahora bien, si queremos partir de que cualquier género que lleve terror y ciertas condiciones es survival horror, pues estoy de acuerdo y sin discusión de que otros juegos van antes. Incluso los hay antes que Sweet Home, el problema es que los gráficos no ayudaban al miedo XDD. Pero entonces, por esta regla de tres, Maniac Mansion también podría tenerse en cuenta aunque no lo parezca, porque reúne condiciones del survival aunque sea aventura gráfica, del mismo modo que Sweet Home es rpg.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s